Skip to content
El comedor y la sala.Acceso al primer piso, al fondo del comedor.
Save this listing.
Private room in house

Pretty room in UAG and Andares areas

Cristina User Profile
Cristina

Pretty room in UAG and Andares areas

2 guests
1 bedroom
1 bed
1 private bath
2 guests
1 bedroom
1 bed
1 private bath
Cristina is a Superhost
Superhosts are experienced, highly rated hosts who are committed to providing great stays for guests.
Sparkling clean
4 recent guests have said that this home was sparkling clean.
Great location
100% of recent guests gave this home’s location a 5-star rating.

Bright and spacious home. Excellent choice in residential neighborhood near to the Autonomus University of Guadalajara, large shopping centers Andares and Galerías, the neighborhood Providencia and the colonial historical center of Zapopan. Living room, kitchen and patio garden shared, garage and laundry with an additional cost. We are available for guests.

Amenities

Free parking on premises
Heating
Wifi
Kitchen
Dryer
Hair dryer

House Rules

Check out by 11AM

Accessibility

Step-free access to the home’s entrance
Wide doorway to the home’s entrance

Availability

26 Reviews

Accuracy
Communication
Cleanliness
Location
Check-in
Value
Jin User Profile
Jin
September 2018
very very clean and beautiful room, the bed good smell and also very very clean, I like it very much, also very quite, and host very good to me, much help to me, I like this house
Cristina User Profile
Response from Cristina:
Tú también nos gustaste a Lupe y a mí. Gracias por lo que dices.
September 2018
Tomás User Profile
Tomás
May 2017
We highly recommend Cristina's place for short term visit, but long term as we did it might be a little bit complicated. The house itself is clean, safe and well located. Amenities are basic and the house have a decent size. Lupita (Cristina's assistant) is caring and very welcom…
Cristina User Profile
Response from Cristina:
Agradezco en tu escrito tu aprecio por las cualidades de mi casa. Sobre tus denuncia a mi persona (que la traducción deficiente me impide captar toda su expresividad), trataré de distinguir hechos de las interpretaciones. Le expliqué a Viviana el trance que atravieso cuando me enviaba fotografías de celebraciones o entraba a mi estudio a invitarme a dejar el teclado para compartir videos humorísticos, para salvarme de mi actividad: Estoy redactando una tesis académica retrasada, ansiosa por eso y también por eso recaída en un tabaquismo que detesto pero no consigo eliminar estos días. Por eso me encierro en mi estudio (único lugar donde fumo) y me retraigo de la conversación. El proceso creativo se corta por cualquier interrupción, sí, y el silencio monacal es rasgo de mi oficio que no impongo a los huéspedes. Respondo las consultas domésticas por escrito con gusto y rapidez. Salvo ustedes, a todos los demás huéspedes les resulta tan cómodo como a mí. Reconozco no haber sido con ustedes la anfitriona cordial que describen otras evaluaciones. La cordialidad espontánea ocurre en mi experiencia anfitriona cuando las normas de la casa no tienen que ser recordadas y esa distensión da lugar a una comunicación a algunos intercambios breves, que tampoco son condición del alojamiento. La expectativa de un trato más familiar o más íntimo no puedo satisfacerla en la circunstancia ya expuesta. Sin embargo, tú mismo lo reconoces, mi ayudante Lupita, que es parte del equipo anfitrión, estuvo para dar explicaciones, apoyos y conversar largo y tendido. El servicio no se interrumpió por mi retraimiento. Lo que es natural o antinatural, o excéntrico en las costumbres, como los criterios de orden y desorden, o lo que es se entiende por cortesía y discreción del trato son materia de discusión entre países, culturas, sectores sociales, edades, que yo no puedo discutir con cada huésped. Las condiciones que describen las normas de la casa, aceptadas con la reserva, no fueron cambiadas para ustedes, las detallé más por si no se entendían. Recordar que rentar cuartos para alojamiento es un negocio regulado por normas anunciadas, como todos los negocios, no es secreto ni materia denunciable. Mi mercantilismo no habrá sido tan inhumano si les presté sin cargo extra y por tres meses una habitación de mi uso particular, de la que prescindí por respetar la privacía de su equipaje. Sobre las normas que te incomodaron, para que quienes lean esto pueden juzgar si son absurdas para ellos: Caminar descalzo por la casa se puede, pero los pies descalzos no se suben a los sillones de la sala por estética y porque los usamos muchas personas y no se pueden lavar tanto como las sábanas. El control de tv se deja donde estaba al tomarlo, en una mesita lateral que no lo destaca como objeto decorativo indeseado, y no sobre la mesa central de la sala porque ahí descompone la estética “minimal” de la sala. Ambos puntos quedan a la misma distancia del brazo. Desplegar en la sala ropa, enseres y tabla de planchado para planchar durante horas o días, viendo TV, es un gusto que, si lo doy a uno, debería darlo a todos los huéspedes y entonces la sala dejaría de verse como se ve y de servir para conversar y ver películas (con Netflix de cuenta propia). La cocina, el área común más usada por todos: huéspedes varios, ayudantes y yo misma, es para cocinar y comer (¿una, dos horas por vez?) y dejarla como estaba (utensilios lavados, ingredientes guardados y lavadero seco) para el siguiente usuario. Recoger y limpiar lo usado antes de sentarse a comer, evita a los demás tener que cocinar entre utensilios sucios que lo ocupan todo y permite hacerlo en silencio y relax, si se prefiere. La sobremesa prolongada, las conversaciones telefónicas y chats distendidos pueden desplazarse a la sala o a la terraza para dejar la cocina disponible al siguiente usuario. Confundir esta prudencia, que por primera vez debo explicar, con prohibición de cocinar y comer es error de interpretación o exceso de susceptibilidad. El servicio de impresión no está incluido en el contrato de alojamiento. Usar la impresora desde mi computadora me expulsa de mi propia oficina y arriesga mi seguridad informática. Si la emergencia de impresión surge intempestivamente a medianoche, cuando la casa sosegada favorece la concentración intelectual, afecta mi producción de esa noche, por la dificultad de retomar la concentración perdida. Los huéspedes que necesitan imprimir documentos pueden hacerlo en dos macrotiendas cercanas con servicios de oficina hasta las 10 pm y desde la mañana, cuando sales a trabajar. Sin embargo, aun contrariada, te cedí mi equipo y mi estudio para imprimir y lo hiciste. Este reclamo no cabe. Es claro que los roces por hábitos que afectan la vida cotidiana son más frecuentes en estancias largas, y más cuando el huésped es una pareja que importa su propio ecosistema doméstico. Habrá que tomarlo en consideración. No se habían quejado mis huéspedes de la licuadora nocturna para mis brebajes de trasnoche y tecleo. Quise suponer que sonaba demasiado lejos para alterar el sueño de los jóvenes, pero gracias a tu advertencia será eliminado el problema. Viviana dejó aquí un collar. Se lo guardamos hasta que venga por él.
May 2017
Jose Luis User Profile
Jose Luis
November 2016
Cristina's place is in an excellent location. The area is safe and in close proximity to the modern commercial area of the city. The house is comfortable and neat. The host is very friendly and accessible. I would recommend this place to someone looking for a quiet retreat within…
Cristina User Profile
Response from Cristina:
Gracias por tu elección y tu apreciación, José Luis. Si regresas a Guadalajara y quieres alojarte en mi casa otra vez, aquí seguiré.
November 2016
Jorge User Profile
Jorge
October 2016
Cristina is a very attentive person, willing to answer any doubt our might have. Her house is clean and net, certainly I will go back to her place if I need to.
Misol User Profile
Misol
October 2016
Nice, very comfortable place. Very accesible, not only from UAG but also from Tecnologico de Monterrey, Campus Guadalajara and also the airport. Very good location as there are stores, groceries, taco places and restaurants within walking distance. Cristina is a very nice lady …
Cristina User Profile
Response from Cristina:
¡Gracias, Misol!
October 2016
Casandra User Profile
Casandra
June 2016
Cristina is a wonderfull host. I stayed with her for 3 months. The description of the place is accurate. The woman that helps with the cleaning and general organizing in the house and Cristina, are incredibly helpful, respectful and kind. The two cats she owns are really friendly…
Cristina User Profile
Response from Cristina:
Qué bueno que hayas estado relativamente cómoda aquí durante la etapa profesional y personal tan intensa que atravesaste en Guadalajara. Estoy aprendiendo a ser anfitriona dentro de este sistema y tus palabras me alientan. Con Lupe te recordamos cada día y esperamos que las vueltas de la vida y tus especializaciones nos dejen verte de nuevo. En cuanto te fuiste se soltaron las lluvias del "temporal" y empezó a enfriar el calor de infierno. Para el año próximo y Airbnb mediante, cuando el calor de Guadalajara vuelva a subir a 35º, habrá aire acondicionado en vez de un modesto ventilador. Palabra.
June 2016
Oz User Profile
Oz
February 2016
Cristina's house is no less than what you see in the pictures. It's very well equipped and comfortable, and in a very quite neighbourhood. The room was very nice and spacious and the bed was very comfortable too. Cristina herself is a very nice lady and always offered to help and…

Hosted by Cristina

Guadalajara, MexicoJoined in November 2014
Cristina User Profile
66 Reviews
Verified
Cristina is a SuperhostSuperhosts are experienced, highly rated hosts who are committed to providing great stays for guests.
Soy sra mayor, viuda, con hija y nieto lejos. Muy comunicativa. Estudié licenciatura en Letras y maestría en Estudios Culturales. Trabajo en una universidad. Me paso media vida leyendo. No podría vivir sin leer y sin jardín. Entiendo, en lo básico, los idiomas inglés, francés, it…
Languages: Deutsch, English, Español, Français, Italiano, Português, Ελληνικά
Always communicate through AirbnbTo protect your payment, never transfer money or communicate outside of the Airbnb website or app.
About the home
When you stay in an Airbnb, you’re staying in someone’s home.
This is Cristina’s place.
Cristina
Amanda helps host.
Amanda

The neighbourhood